Surf Mediterráneo: Tópicos, Moda y Milagros

El mar Mediterráneo y el océano Atlántico mezclan fluidos y sal en un viejo camastro desde hace siglos. Sobre los muelles ruidosos del colchón de la historia, en el estrecho jergón de Gibraltar, dos conceptos vitales y dos ritmos de Surf follan a destiempo y con alma de contrabandista. Aguas mestizas las del Mare Nostrum, rompiendo sobre sedimentos de civilizaciones muertas, sobre un fondo tapizado de naufragios, … Continúa leyendo Surf Mediterráneo: Tópicos, Moda y Milagros

Granada, Nicaragua

Granada, la de Nicaragua, es una de esas ciudades que sostienen la vida con personalidad propia. Nos encontramos hace algunos años de paso, como se encuentran tantas cosas, y ella sonreía dormitando a la sombra de campanarios y volcanes. Adoquinada y furtiva, se robó un lugar en mis fantasías para siempre. Le gusta a Granada balancearse dulzona de habanos y ron en una mecedora de portal. … Continúa leyendo Granada, Nicaragua

Nuevo camino – El imperio del Dragón destartalado

Comienza así un nuevo camino, con un solo paso. Y así, con la inercia espontanea y aun algo aturdida de ese paso, nos encontramos volando sin red en una vieja avioneta hacia el imperio del Dragón destartalado. Solo dos horas de vuelo separan Bali, esa vieja mujerona maquillada que huele a colillas apagadas y ofrendas marchitas, de la isla de Flores. Es allí donde comienza … Continúa leyendo Nuevo camino – El imperio del Dragón destartalado

Destinos y desatinos

El café se asoma a la vida en una terraza desordenada y curiosa. Una docena de mesas cojean la acera casi interponiéndose a la marea de transeúntes. La calle, ya cerca de la plaza, siempre transitada; hay que bordear la barricada de tertulianos y desocupados, de fumantes y aperitivos, para continuar con prisa hacia ninguna parte y regresar, satisfechos. Yo me siento allí cada mañana, … Continúa leyendo Destinos y desatinos

Elogio a la tristeza

Ahora vivo en una casa estremecida por el viento, el que grita que ha llegado un año más para quedarse, el que anuncia al invierno, a la continuidad de las cosas, al tiempo. Agita las hojas de los tiestos, inquieta rincones dormidos, susurra risitas de lluvia por los pasillos. Y es mejor así, pues en el escalofrío de los cajones cerrados reconozco su caricia y … Continúa leyendo Elogio a la tristeza

Cul-de-sac

La última pista de esta gincana lúgubre me espera al fondo de un callejón sin salida. Hoy es mi cumpleaños, el cumpleaños del inspector, y el viento de la ciudad sopla en torbellinos sucios buscando apagar las velas de la tarta. Cumplo 40, un número redondo, incluso mágico: 40 es el número de mis amigos imaginarios, de los tragos que soporto antes de caer y … Continúa leyendo Cul-de-sac