Canta

Si, ponle canción al que no tiene voz.
Canta al gato de callejón que viste de reojo desde la ventana del taxi.
Canta a esa señora, a ese oficinista condenado que escribe poemas, a esa chica que piensa en cirugía y llora. A los que te cruzas.
Canta a las victorias del día a día que no tienen canciones, llenas de derrotas hermosas, anónimas.
Al que busca donde dormir y al que no puede aunque tenga cama. A tantas ventanas entreabiertas. A los horarios y calendarios, al sagrado desorden.
Canta al grito sordo de aquí se acabó, al nunca más que se vuelve a repetir.
Canta a lo sencillo, a lo mudo, a lo que pasa a tu alrededor.
Fíjate, no llores y canta.

django-reinhardt

Anuncios

¿Quieres dejar tu comentario?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s