Pasatiempo

Gira de provincias, Alvaro Urkiza

El señor Gómez es el último en salir del bar cuando cerramos; pasa las tardes bebiendo coñac y jugando a la tragaperras. No se cansa de girar sin pausa ni suerte la palanca de la máquina entre luces y sirenas, frutas que suben y bajan, ojos rojos y aire de concentración ebria y absoluta.

Antes de morir su esposa, Gómez era un cliente normal, pero ahora tengo que sostenerlo hasta la puerta todas las noches y escuchar su letanía de borracho mientras tambalea calle abajo: “Hoy tampoco funcionó, – balbucea sollozando – maldita sea, la máquina está desprogramada. Debe ser un fallo de alineación temporal, querida Luisa. Pero mañana sí, mañana voy a volver y esta vez esquivaré al camión, te lo prometo.”

Anuncios

4 comentarios en “Pasatiempo

    1. Gracias a tí, Carmen! Este relato nació de una propuesta de tema común en un grupo de microcuentistas. Se propuso que cada uno escribiese alrededor del tema “La maquina del tiempo”, y esto es lo que, a botepronto, me sugirió esa idea.

¿Quieres dejar tu comentario?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s